30 de Octubre de 2020
Descargá la aplicación.
Alacarta App
Bodega Emiliana. Filosofía ecológica

Bodega Emiliana. Filosofía ecológica

Distribuidora Gloria Avda. Aviadores del Chaco 2665 y Molas López. T. (021) 600083     En 1998 nació la Bodega Emiliana con una filosofía ética y ecológica. Un enfoque que la condujo a adoptar estándares internacionales de cuidado y protección del medio ambiente. ¿El propósito? Producir vinos orgánicos y biodinámicos de alta calidad, sin dañar la salud de los trabajadores ni del ecosistema, a un precio accesible para todos.

Bodega Emiliana. Filosofía ecológica

Emiliana posee cuatro valles de producción. El primero, el Valle de Casablanca es el más importante para el desarrollo de cepas blancas. Fuertemente influenciado por la brisa marina de la costa del Pacífico, produce frutos de lenta maduración que se convierten en vinos aromáticos y delicados. Las variedades cultivadas son Sauvignon Blanc, Chardonnay, Viognier, Marsanne, Pinot Noir y Syrah. La segunda finca está ubicada en el Valle del Maipo, dentro de la Región Metropolitana de Santiago. Los suelos son de origen aluvial, ricos en minerales y con buena permeabilidad. El clima es estable con veranos cálidos y secos e inviernos cortos y suaves, favoreciendo la producción de un Cabernet Sauvignon con gran carácter.

Bodega Emiliana. Filosofía ecológica

El Valle de Cachapoal se ubica en la VI Región del Libertador Bernardo O'Higgins perteneciente al Gran Valle de Rapel. Es el paraíso de las cepas tintas debido a su clima templado mediterráneo sub-húmedo. Tiene una marcada estacionalidad de las lluvias que se concentran principalmente en invierno. La textura de sus suelos es franca a franco-arcillo-limosa, de profundidad media y buen drenaje que favorece el desarrollo de la cepa Syrah. El Valle del Bio-Bío pertenece a la VIII Región del Bio-Bío situada a unos 550 km al sur de la ciudad de Santiago. Los días calurosos y las frías noches de este valle permiten una temporada larga de maduración con alta pluviometría, fuertes vientos y condiciones más extremas que las encontradas en el centro de Chile. Se cultiva Sauvignon Blanc, Pinot Noir y Riesling.

Bodega Emiliana. Filosofía ecológica

Agricultura ecológica
Emiliana fomenta el desarrollo de la biodiversidad y la coexistencia de varias especies dentro de un mismo espacio físico o hábitat. Esto se consigue mediante el uso de corredores biológicos y cultivos asociados. Para la preparación de la tierra no se utilizan agroquímicos sino productos naturales de origen biológico como el compost, que se obtiene de los hollejos, escobajos, residuos vegetales y guano de animales. La maleza por su parte es controlada gracias a los animales que se alimentan de ella (alpacas, gansos y caballos). Se siembran gramíneas y leguminosas que aportan nitrógeno al suelo. El objetivo es producir alimentos más sanos sin el empleo de productos químicos, revirtiendo los problemas generados por la agricultura intensiva y el monocultivo.

Bodega Emiliana. Filosofía ecológica

Agricultura biodinámica y coexistencia Manejar un calendario biodinámico tiene una serie de reglas complejas que se rigen por fuerzas que provienen tanto de las profundidades de la tierra como de las alturas de los cielos. Estas fuerzas están basadas en los tres principios de la biodinámica, la ciencia que nació del pensamiento del filósofo austro-húngaro Rudolf Steiner. El campo es un ser vivo que tiene un equilibrio natural que se debe mantener cerrando los ciclos de nutrientes en el mismo campo y minimizando las entradas al sistema. En otras palabras, la intervención del hombre no debe alterar los equilibrios biológicos naturales del campo, sino que debe tender a conservar el balance existente. Por otro lado, las plantas están expuestas a la luz proveniente del sol, la luna y los planetas que tiene ciclos y ritmos regulares, cada uno de estos ciclos afecta de manera distinta la vida de las plantas contribuyendo en forma particular y específica a su crecimiento y desarrollo.

23 de Mayo de 2014

Alacarta

Notas relacionadas

Lo más leído