19 de Octubre de 2021
El enólogo Opi Sadler fue el creador del Cabernet Sauvignon elegido "Mejor tinto del mundo" en 2018, un premio que tuvo gran impacto en Argentina. Ahora promueve la línea de vinos que lleva su nombre, orientada a un público joven.

Debemos desvestir al vino de la idea de que es una bebida de alta gama", sostiene Rodolfo “Opi” Sadler, tercera generación de una familia de enólogos que hoy, con más de 30 años de experiencia, está a cargo de Mascota Vineyards, la bodega de vinos de autor del Grupo Peñaflor argentino que es representada en Paraguay por Wines & Spirits.


Opi Sadler vino a Paraguay antes de la pandemia para presentar la línea económica de vinos que lleva su nombre. El viñedo, Finca La Mascota, está en Cruz de Piedra, en Maipú, Mendoza, región vitivinícola emblemática que representa el 75% de la producción de vino de Argentina. Opi nos cuenta que él acompaña el proceso de creación del vino desde el cultivo de la uva hasta su embotellamiento y posterior distribución, buscando generar un producto final único e inimitable.

 

Rodolfo “Opi” Sadler - Mascota Vineyards.


 

¿Qué vino más te apasiona hacer?

Me apasionan los Cabernet, una cepa con la que Argentina tiene mucho potencial. Nuestro Cabernet de Cruz de Piedra en Maipú tiene características únicas; producimos vinos inigualables. Me apasiona el Cabernet Sauvignon porque es una uva más salvaje, hay que trabajar muy bien con las pieles, en la fermentación... Es un desafío porque son vinos más difíciles de hacer. Argentina debe probar con otros varietales además del Malbec. Tenemos el clima para explorar otras variedades y, el Cabernet Franc y Cabernet Sauvignon pueden ser el futuro de Argentina.

 

15 de Junio de 2021

Lucía Pastor

Mascota Vineyards - Opi Malbec.

Distribuidora Gloria: Aviadores del Chaco 2665 y Molas López - 021 600 083.

 

¿Cómo definís tu pasión por la enología?

Es un motor que te lleva a levantarte todos los días temprano para trabajar, poniendo tu impronta para superarte y hacer el mejor vino del mercado. A veces se consigue, otras no, se trata de la pasión.

 

¿Qué retos enfrenta un enólogo?

Tenemos retos naturales como el clima, que en los últimos años ha cambiado notoriamente. Argentina siempre tuvo un clima muy estable; las dificultades se podían predecir y evaluar. Ahora no, surgen cosas que nos hacen cambiar de un día para otro. Eso lo compensás con conocimiento y experiencia. Por otro lado, es necesario generar y mantener una identidad en los vinos; un reto muy grande. Cada etiqueta de Mascota Vineyards tiene el sello del autor, mucha identidad que no se puede reproducir en otro lado. La gente puede consumir un Cabernet pero no el Cabernet de “Opi”, porque ese lo hago solo yo.

 

Tu Cabernet Sauvignon 2016 fue elegido "Mejor tinto del mundo" en 2018... ¿qué impacto tuvo en la Argentina?

Fue un despegue para muchas bodegas argentinas que empezaron a pensar en esa uva. La mayoría seguía atada al Malbec, pero vieron que podíamos producir Cabernet y competir con las grandes empresas del mundo. Es un vino muy difícil hacer. Para las bodegas es más fácil el Malbec porque tenés menos competidores. Cuando hablás de otros varietales y tenés que vender a otros mercados, te toca competir.

 

¿Cómo te proyectás en los próximos años y cuál será la tendencia?

El reto más grande es seguir capturando consumidores. El consumo mundial ha bajado y eso lo saben todos los países productores. La pelea entre las bodegas es cada vez más difícil. Debemos captar nuevos consumidores. Para ello tenemos que apuntar a los chicos que se están iniciando en el mundo del vino. Debemos desvestir al vino de esa idea de que es una bebida de alta gama y transformarlo en una bebida más acorde a la juventud. De hecho, por eso lanzamos la línea “Opi” de vinos desestructurados y jóvenes, fáciles de tomar. 

Notas relacionadas

Lo más leído